Reformatear un sueño

Sin sueños no podríamos ser felices, porque no podríamos conseguir las aspiraciones por las que nos hemos venido programando desde el momento en que tuvimos la conciencia necesaria para saber lo que queríamos de esta vida. Pero, ¿ qué sucede cuando nos alejamos de esos planes que habíamos trazado en un principio?¿ Lo hemos hecho mal? Hemos de darnos por vencidos?Nada de eso, la solución está en reformatear el método que hayamos seguido para hacerlo real, transformándolo sin que deje de ser factible.

Os propongo unas pautas  para que podáis conseguir todos los sueños que os propongáis, eso si, siempre que los tengáis al alcance de vuestras manos y trabajando mínimamente a diario…

  • Pensar si son realmente lo más importante para tí.
  • Imaginar que lo tienes a tu alcance y lo que pasaría si lo hubieses conseguido
  • ¿Son los mismos que has tenido durante toda tu vida?
  • ¿Cual es el sueño que está más tiempo contigo?
  • Medir el tiempo que falta para conseguirlo y anotar los pogresos hacia la meta planteada
  • Se constante
  • Se valiente y luchar por lo que deseas.
Anuncios